Frases de Arthur Schopenhauer

  1. Recuerda, una vez que estás sobre la colina empiezas a ganar velocidad.

    0
  2. Talento llega a un destino que nadie puede golpear; Genio llega a un destino que nadie puede ver.

    0
  3. Cada día es una pequeña vida: cada despertar y levantarse es un pequeño nacimiento, cada mañana fresca es una pequeña juventud, cada ir a descansar y dormir es una pequeña muerte.

    0
  4. Los dos enemigos de la felicidad humana son el dolor y el aburrimiento.

    0
  5. Los hombres grandiosos son como las águilas y construyen su nido sobre alguna soledad elevada.

    0
  6. Nunca he tenido ningún problema que una hora de lectura no pueda solucionar.

    0
  7. Nos dicen que el suicidio es la más grande expresión de la cobardía... que el suicidio es malo; cuando es bastante evidente que no existe nada en el mundo a lo cual cada hombre tenga derecho más incontestable que a su propia vida y persona.

    0
  8. El médico ve toda la debilidad de la humanidad; el abogado toda la maldad, el teólogo toda la estupidez.

    0
  9. La compasión es la base de la moralidad.

    0
  10. Vivir solo es el destino de todas las almas grandes.

    0
  11. Toda despedida es un anticipo de la muerte; todo reencuentro, un toque de la resurrección.

    0
  12. Casi todas nuestras penas brotan de nuestras relaciones con otras personas.

    0
Imagen de Arthur Schopenhauer
Imagen de Arthur Schopenhauer
Nacimiento:22 de febrero de 1788
Fallecimiento:21 de septiembre de 1860
Nacionalidad:Alemania
Ocupación:Filósofo
Biografía:
Arthur Schopenhauer fue un filósofo alemán, considerado uno de los más brillantes del siglo XIX.
Su filosofía, concebida esencialmente como un pensar hasta el final la filosofía de Kant, es deudora de Platón y Spinoza, sirviendo además como puente con la filosofía oriental, en especial con el budismo, el taoísmo y el vedanta.​ En su obra tardía, a partir de 1836, presenta su filosofía en abierta polémica contra los desarrollos metafísicos postkantianos de sus contemporáneos.