Frases de William Congreve

  1. El cielo no tiene rabia, como el amor convertido en odio, ni el infierno furia, como una mujer despreciada.

    0
  2. Hay en la belleza verdadera, así como en el coraje, algo que las almas estrechas no pueden atreverse a admirar.

    0
  3. La belleza es el regalo del amante.

    0
  4. Aquel que cierra sus oídos a las opiniones de los demás demuestra poca confianza en la integridad de sus propias opiniones.

    0
  5. Ven, ven, deja los negocios para los haraganes, y la sabiduría para los tontos: ellos los necesitan: que la sabiduría sea mi habilidad y el placer mi ocupación, y deja que el padre del Tiempo sacuda su reloj de arena.

    0
  6. Si esto no es el amor, es locura, y entonces es perdonable.

    0
  7. Un lobo hambriento correrrá a toda la manada con la esperanza de que entre tantos, pueda asegurarse al menos una presa.

    0
  8. Ella se quiere a sí misma, pero odia a otros, por lo que aprecia en sí misma. Y mientras ella se ríe de ellos, se olvida que ella misma es lo que desprecia.

    0
  9. Un poco de desprecio no está mal; un poco de desdén es seductor.

    0
  10. Banderas de invención, su cerebro se vuelve fangoso, y la desesperación negra logra la melancolía.

    0
  11. La música tiene encantos para calmar un pecho salvaje, para suavizar las rocas, o torcer un roble arraigado.

    0
  12. Nunca te vayas a dormir cuando estás enojado, quédate despierto para pelear más.

    0
Imagen de William Congreve
Imagen de William Congreve
Nacimiento:24 de enero de 1670
Fallecimiento:19 de enero de 1729
Nacionalidad:Reino Unido
Ocupación:Poeta